Tarro de vidrio con velas

En casa nos gustan mucho las velas para decorar la mesa cuando vienen amigos a cenar, para darle ese punto de calidez a la casa que aporta un tarro de vidrio con velas encendidas o para dar ese toque de terraza de ensueño por las noches. Así que hoy vamos a explicar cómo reciclar o reutilizar los tarros de mermelada y de conservas una vez vacíos.

Tarros con velas

Si quieres iniciarte en las manualidades, esta es una de las más sencillas y de las que estamos segurísimos que siempre os quedará bien. Vamos a ello.

Materiales necesarios

  • Tijeras
  • Pegamento: pistola de silicona, pistola de gel o cualquier pegamento fuerte.
  • Yute, puntilla, cintas, telas, cuerda.
  • Tarros de cristal vacíos: de mermelada, conservas, cosméticos, etc.
  • Abalorios
  • Velas

Pasos a seguir

  1. Piensa en el diseño que quieres conseguir.
  2. Puedes pintar el tarro con una pintura especial para cristal.
  3. Mide la circunferencia del tarro que quieres decorar y súmale 1-2 cm.
  4. Recorta la tela, yute o cinta que hayas elegido a la medida anterior.
  5. Pega la tela al tarro y déjalo secar entre 20-60 minutos.
  6. Con la cuerda, envuelve la rosca del tarro y finalízalo con un lazo o un abalorio.
  7. Puedes rellenar el bote con arroz, arena, piedras o cualquier material que creas adecuado.
  8. Introduce la vela en el tarro, enciéndela y a disfrutar.

Las ideas son infinitas, puedes tematizar tus tarros para velas, puedes añadir abalorios en la cuerda que envuelve la rosca o incluso si quieres colgarlos en algún sitio, puedes hacerlo con una cuerda ancha, tipo marinera o  con un alambre, puedes crear el asa.

De este modo conseguimos no tan sólo reciclar, sino darle un nuevo uso a ese envase que iba a terminar en la basura y  ahorrar un dinero evitando comprar un nuevo objeto de decoración. ¿Os animáis a probar?

Artículos relacionados

Tarro de vidrio con velas
5 (100%) 5 votes

Deja un comentario